Archivo de la etiqueta: Locronan

LOCRONAN, DETENIDO EN EL TIEMPO

Locronan

Locronan

LOCRONAN, DETENIDO EN EL TIEMPO

Llegamos a Locronan una fresquita mañana de Agosto, acostumbrados a las altas temperaturas en Andalucía en esta fecha, es todo un placer estar a unos 17 grados. En la entrada del pueblo nos recibe una chica que nos entrega un plano y una pegatina a cambio de 5€.-, la pegamos en el parabrisas y nos indica un aparcamiento donde debemos dejar nuestro coche, ya que en el pueblo está restringido el tránsito de vehículos de motor.

Una calle empedrada nos lleva a este pintoresco pueblo que está catalogado como “Petite Cité de Caractère” (Pequeñas ciudades con carácter). Locronan es uno de los pueblos mas bonitos de Francia, parece haberse detenido en el tiempo, su plaza con casas de granito de color gris azulado con tejados de pizarra, su pozo y su iglesia, compone un magnífico conjunto arquitectónico único en Bretaña y catalogada como Monumento Histórico. 

Locronan

Locronan

Locronan

Locronan

Locronan tuvo su mayor auge en el Siglo XIV, en sus campos se cultivaba cáñamo y lino de gran calidad que utilizaban para fabricar velas para los navíos, consideradas como las mas finas y resistentes de la región.  ¿Quien eran sus mejores clientes?… La Armada Española, hasta que el negocio se fue a pique después de la derrota a manos de la armada inglesa en La Batalla de Trafalgar.

Testimonio del floreciente pasado alrededor de la Grand Place se conservan las elegantes residencias de mercaderes enriquecidos por el comercio de la vela, así como de los nobles y de los oficiales del Rey. En el centro de dicha plaza se conserva la única fuente que existía antes de que Locronan tuviese agua corriente, la cual se surtía de un pozo que debía limpiarse todos los años. Cuando este trabajo concluía se celebraba una gran fiesta en la misma plaza.

 

Locronan

Locronan

Locronan

Locronan

Locronan

Locronan

LocronanLocronan

Para conservar la autenticidad del centro histórico los cables están soterrados, las antenas escondidas, los carteles de las tiendas reproducen los tradicionales, no hay ningún elemento moderno, lo que constituye una armonía entre belleza y tradición. Esta perseverancia por conservar el patrimonio ha hecho que muchos cineastas elijan Locronan como escenario de sus películas. Una de las últimas ha sido “Largo Domingo de Noviazgo“, protagonizada por Audrey Tautou,  conocida por su papel en la película “Amelie”

Pasear tranquilamente por sus calles es todo un placer. Las plantas florecen de una manera exuberante, salpicando notas de color que destacan en el gris azulado de la piedra.

Locronan

Locronan

Locronan

Locronan

Locronan

Locronan

Locronan tiene pequeños negocios familiares muy integrados en el conjunto urbano, entre ellos los más tradicionales se encuentran la tienda de vidrio, de cerámica, de cuero, de navajas bretonas, de jabones, galerías de arte, antigüedades, un telar, de pergaminos… todas con bonitos carteles que atraen a los numerosos turistas que visitan el pueblo.

Para saciar el hambre puedes degustar los deliciosos pasteles kouing-Amann que se elaboran en las tradicionales panaderías. También puedes comer un Crêpe Bretón en alguna de sus concurridas crepêrías.

Locronan

Locronan

Galería de Arte de Locronan

Galería de Arte de Locronan

Locronan

Locronan

Tienda de artesanía de Locronan

Tienda de artesanía de Locronan

Locronan

Locronan

A este pequeño pueblo enclavado en una colina llegaron los Celtas en el Siglo V en busca de nuevas tierras. En el Siglo XI San Ronán cristianizó el asentamiento y fundó la ciudad. La Iglesia de San Ronán es un bello ejemplo de gótico flamígero. En su interior destacan las sencillas esculturas policromadas, las vidrieras y el púlpito, con una escalera verde de madera en la que narra la vida del santo.

Tras la iglesia está el cementerio, con lápidas y cruces de granito, como la arquitectura predominante en el burgo.

Vidriera de Saint Ronan

Vidriera de Saint Ronan

Cementerio de Locronan

Cementerio de Locronan

Cementerio de Locronan

Cementerio de Locronan

Camino de vuelta hacia el coche, voy pensando en la devoción que tienen los bretones de cuidar su patrimonio y que gracias a esta sensibilidad, aún podemos admirar estos pequeños pueblos considerados como joyas arquitectónicas. Lamentablemente en cualquier lugar no ocurre lo mismo, en años de bonanza hemos comprobado como las construcciones tradicionales en cascos históricos, han dado paso a miniapartamentos que de ninguna manera se integran en la tradicional arquitectura popular y por lo tanto han perdido la esencia del pueblo.

Teresa Lorenzo.

 

Anuncios